Un espacio para la calma

Cada mes dedicaremos un poco más de dos horas a cultivar la calma y el silencio interior. Desarrollaremos movimientos conscientes, respiración, introspección y meditación para potenciar la serenidad física y mental. Darnos este espacio es una herramienta esencial que nos permite mantener o reconectar con nosotros mismos, nuestros valores y con aquello que realmente nos importa. Dedicar tiempo a simplemente estar, sentir y compartir nutre nuestro equilibrio interior. 
 
Próximos encuentros: 
ahora mismo no tenemos las nuevas fechas para el siguiente curso, os iremos informando por aquí o puedes apuntarte al boletín de noticias, donde también os iremos informando de todos los eventos que vayamos celebrando.